Muerte solitaria



Lugares sin nombres, promesas rotas, distancias extensas, sonrisas vacias...
La senda del camino gris estaba desierto. Las semillas del ayer habian sido recogidas, y las sonrisas del mañana extinguidas. Las luces del ocaso relucian tras la penumbra. Las sombras se extendian. El silencio reinaba. Una figura paró en seco, miró al suelo, susurró unas palabras y dejó caer algo al suelo. Se alejó lentamente. La muerte habia dejado una flor de tristeza junto a la vida. La vida volvió y olvidó. La muerte la dejó, pero no olvidó. La vida le habia dado amor, pero para que viviera ella debia dejar que olvidara. La muerte camina sola, te tomará de la mano y se olvidará, pero dejará la vida en tu recuerdo. Asi nunca olvidarás.


2 comentarios:

Publicar un comentario